Vivir con artritis psoriásica

Vivir con artritis psoriásica

La primera reacción después del diagnóstico de artritis psoriásica es preguntar al médico cómo afectará en nuestro día a día esta enfermedad. De ahora en adelante, tu actitud y tus hábitos serán clave en la evolución de la enfermedad.

LA ACTITUD PROACTIVA SERÁ DE GRAN AYUDA PARA TI Y PARA TU ENTORNO MÁS PRÓXIMO. Tras conocer la noticia de que sufrimos esta enfermedad crónica y sin cura, es normal sentir ansiedad, enfado, miedo, tristeza, frustración… aunque, en determinados casos, algunos pacientes se muestran indiferentes, como si la enfermedad fuera ajena a ellos. Una vez aceptada la situación, por difícil que resulte, lo más recomendable es adoptar una actitud proactiva que nos lleve a querer estar informados sobre la artritis psoriásica y motivados para aprender a convivir con esta enfermedad, de la mejor forma posible.

PON EN PRÁCTICA LOS CONSEJOS QUE ENCONTRARÁS EN ESTE APARTADO, PARA QUE LA ARTRITIS PSORIÁSICA INFLUYA LO MENOS POSIBLE EN TU CALIDAD DE VIDA. El dolor articular y las dificultades de movimiento pueden limitar tu día a día y provocar en ti ansiedad, depresión, reducción de la atención o de la memoria. Además, pueden ocasionar aislamiento social, dificultando la adaptación en la escuela, el trabajo, o en la realización de tus actividades de ocio.

También puede interesarte

Qué es la artritis psoriásica

Se calcula que unas 200.000 personas sufren artritis psoriásica en España. Descubre más sobre esta enfermedad

Síntomas de artritis psoriásica

Conocer los síntomas más frecuentes puede ayudarte a detectarla. ¡El diagnóstico precoz es fundamental para evitar secuelas!

Sobre nosotros

Acción Psoriasis es una asociación sin ánimo de lucro, integrada por personas con psoriasis, artritis psoriásica y familiares

¿Tienes alguna consulta?

Si quieres te contactamos para informarte y asesorarte.